Inicio Aves de corral y pájaros domésticos Todo lo que necesitas para cuidar de un agaporni

Todo lo que necesitas para cuidar de un agaporni

43
0
Como cuidar un agaporni personata
Los agapornis son una de las aves estrella como mascota.

Los agapornis son una especie de loros, de pequeño tamaño, plumaje colorido y cola corta. Son una de las mascotas más populares entre los amantes de las aves al ser muy sociables y se les conoce como “inseparables” porque se mantienen fieles a su pareja con la que desarrollan una intensa conexión.

Alimentación adecuada

Uno de los cuidados esenciales que debemos controlar en nuestro agaporni es su alimentación. Con una alimentación adecuada tendremos un agaporni sano y se desarrollará correctamente en su etapa inicial y adulta.

como cuidar de un agaporni
Con los cuidados adecuados, nuestros agapornis pronto se convierten en amigos inseparables.

Los agapornis son aves muy sociales por lo que no tienen problema a la hora de alimentar a sus crías. Sin embargo, si decidimos adoptarlos en su etapa de desarrollo para reforzar nuestro vínculo con el ave, existe la posibilidad de alimentarlos con papilla para agapornis, que cumplirá con sus exigencias dietéticas y de desarrollo.

En su fase adulta la alimentación más recomendable sería con una mezcla de semillas, pienso y moderadamente frutas y verduras. Hay dos alimentos que nunca debemos darle: aguacate y chocolate.

Lo ideal es buscar el equilibrio en su alimentación para evitar que el agaporni abuse de los alimentos más grasos, que le resultarán más apetecibles, y controlar el consumo de frutas y verduras por su alto contenido en fibra y agua.

Ofrece una dieta equilibrada a tu agaporni

También deben tener agua fresca y limpia a diario. Se recomienda cambiar el agua del bebedero cada día para evitar que se estanque o se acumule suciedad.

Una alimentación apropiada es la base para una vida saludable de nuestra mascota, que con los cuidados y atenciones necesarios podrá llegar hasta los 15 años.

Tipos de jaulas y dónde tenerlos

Los agapornis son animales que pueden vivir tanto en libertad como en cautividad. Si decidimos tenerlos en casa deberemos considerar que es recomendable permitirle volar y adecuar el ambiente para ello.

Los agapornis son aves acostumbradas a volar en su hábitat en estado salvaje, por eso debemos tener presente que es muy recomendable dejarlo volar al menos una vez al día.

Los agapornis agradecen volar al menos una vez al día.

Sin embargo, al ser un ave domesticada se acostumbra fácilmente a vivir en su jaula. Se aconseja usar una jaula con barrotes horizontales, ya que son aves que se ayudan de sus garras y pico para trepar.

En cuanto al lugar de la casa en el que tenerlos, debemos evitar que estén en la cocina. Son aves muy sensibles y en la cocina estarán expuestos a muchas toxinas inhaladas que pueden afectar a su salud.

El lugar ideal sería en una habitación ventilada, cerca de una ventana con luz natural y en la que pueda volar sin riesgos cuando abramos la jaula.

Higiene

Como limpiar a un agaporni
Para estar sano y fuerte a la hora de escapar ante cualquier peligro, la higiene juega una baza fundamental

Otro de los cuidados que debemos controlar es el de la higiene de nuestra mascota. La limpieza de la jaula y del ave son claves para evitar enfermedades.

Los agapornis son aves a las que les encanta “bañarse”, por lo que podemos introducirle un recipiente con agua en el que se mojará y limpiará su plumaje. Otra opción es pulverizarlos con agua, sobre todo en su etapa de muda.

También tendremos que controlar el tamaño de su pico y uñas, ya que si no se liman de forma natural con el uso puede crecer en exceso y causar molestias o daños.

Se recomienda incluir juguetes en la jaula para estimularlos y hacerlos más sociales y a su vez para evitar problemas en pico y garras.

En definitiva, controlando su alimentación (dieta variada en semillas, pienso, frutas y verduras o papilla para agaporni en su etapa inicial), una ubicación y jaula adecuada, así como una higiene correcta, harán que nuestro agaporni crezca sano y le daremos un ambiente adecuado.

DEJAR RESPUESTA

Por favor, deja tu comentario
Por favor, escribe aquí tu nombre