Inicio Pequeños mamíferos Conejos Conejo suelto en casa, inconvenientes

Conejo suelto en casa, inconvenientes

68
0
Conejo libre en casa
Los conejos enanos son animales que se pueden tener libres en un piso pero debes tener precauciones.

Tener un conejo suelto en casa es una experiencia que puede resultar muy satisfactoria, pero también es posible que se convierta en un auténtico calvario. De aquí nace la presente entrada: pretendo mostrarte las reglas básicas para que ambos, el conejo y tú, disfrutéis el uno del otro sin rencor (sobre todo por tu parte).

Un conejo suelto en casa

Cuando Billy llegó a casa todo era alegría y felicidad…. ¡Ay creo que me he adelantado porque todavía no sabes quién es Billy!

Te lo presento:

Conejo enano en casa libre
Es muy divertido ver cómo se ponen a dos patas los conejos.

El Conejo Billy es un conejo, pero no es un conejo cualquiera, es un conejito de raza belier. Llegó a mi casa por casualidad. Lo abandonaron en una tienda de mascotas, donde yo trabajaba, poniendo una mala excusa. Yo no me la creí pero lo acepté; me lo llevé a casa y pronto nos hicimos inseparables. Nunca pensé que sería inseparable, como los agapornis, de un conejo pero la experiencia bien merecía la pena. Billy es de coloración salvaje. Para que me entiendas, tiene el pelaje de un conejo de campo pero él está más fondón y sus orejas caen a ambos lados de la cabeza.

Adoro ver cómo mueve la nariz y salta girando en el aire, ¡parece alardear de su buen estado físico!

A los pocos días me dio pena que el pobre animalito pasara buena parte del timpo entre rejas. Aunque la jaula era bastante grande, lo veía inquieto. Me informé a conciencia sobre sus cuidados y averigué que pueden utilizar bandejas con lecho higiénico como letrina. Yo conocía que los conejos hacen letrinas en el campo así que me resultó una ventaja importante que mi belier fuera tan limpio.

El WC del conejo

Ni corto ni perezoso, cogí lecho higiénico de la jaula usado (orinado, sucio…) y lo mezcle en un arenero abierto para gatos. Confié en que la madre naturaleza hiciera el resto.

El arenero lo coloqué en el baño no muy lejos del pasillo y la cocina, donde en principio pensé acotar las salidas del suave Billy.

Como alimentar y dar de beber a un conejo suelto en casa

El tema del agua fue el que más quebraderos de cabeza me dio. También lo hizo pensar en una especie de pesebre donde colocar el heno para que el animalito comiera sin manchar todo de heno.

La bebida

Para solucionar la bebida, compré un bebedero de gato. Mi amigo de grandes orejas siempre había bebido en un biberón para conejos y cobayas, así que dudaba de que supiera beber en un sistema como el que yo adquirí. La duda me hizo estar pendiente de que no se deshidratara, así que incrementé la comida fresca los primeros días por si las moscas.

La comida

Cómo tener un conejo libre en casa
A los conejos también les gusta echar una canita al aire.

El tema de la alimentación, en concreto el pienso, fue mucho más sencillo de solucionar. Con un simple comedero la cosa estaba hecha. Eso sí, es importante no llenarlo hasta arriba. Recuerda que la cantidad de pienso que come el conejo debe estar racionada o el animal puede tener problemas de sobrepeso.

No es bueno dejar comer al conejo enano comer todo el pienso que quiera Clic para tuitear

Ni que decir tiene que la calidad del pienso debe ser la mejor, con una cantidad de fibra muy alta.

Como suministrar el heno

El heno, como he citado antes, me resultó más difícil de proporcionárselo pero sin duda debía solucionar el inconveniente. Que un conejo enano no coma heno es malo. Lo necesitan para hacer la digestión y no tener problemas digestivos como estreñimiento.

Es fundamental que los conejos coman heno en abundancia Clic para tuitear

En primer lugar utilicé una bandeja de plástico. En ella echaba el heno pero pronto me di cuenta de que Billy utilizaba la bandeja como letrina. Entonces me vi obligado a comprar un pesebre o porta heno, ¡ni sabía que existían!

A continuación te dejo un modelo para que le eches un vistazo:

¡Por fin libre!

Con todo listo, por fin llegó el día de tener un conejo suelto en casa. Cogí al bueno de Billy entre mis manos y me deleité con el suave tacto de su capa de pelo. Nada más sacarlo de la jaula exploró con cautela cada rincón de su nuevo territorio. ¡Me encantó verlo feliz y tan despierto!

Con el paso de los días observé que bebía agua del bebedero sin ningún problema. Además, comía perfectamente y el porta-heno hacía su función. Eso sí, era inevitable que algunas briznas de hierba seca cayeran al suelo. Todos los días me tocaba barrerlo pero nada serio.

Los conejos como seres vivos que son, siempre pueden manchar algo Clic para tuitear

Sorprendentemente el WC improvisado pronto comenzó a usarlo. De hecho cuando sentía la llamada de la naturaleza, corría a él para no manchar otro sitio que no fuera su retrete. Era muy mportante estar pendiente de que no tuviera demasiado orín, puesto que si nota que está muy sucio el sustrato, pronto toma otra letrina improvisada.

Ventajas e inconvenientes

Bueno ya sabes más sobre cómo tengo a mi conejo libre por casa. Ahora te comento las ventajas y desventajas para que no te lleves sustos, que como ya sabrás, es el objetivo principal de esta entrada.

Ventajas

  • El animal hace ejercicio y no está encerrado.
  • No tienes un jaulón ocupando espacio en casa.
  • Es muy divertido tener un conejo merodeando por casa e interaccionar con él.
  • Lo puedes adiestrar mejor.
  • Ambos seréis más felices.
  • Pronto se te pondrá cara de conejo porque te parecerás a tu mascota.

Desventajas

Las he dejado para el final para que se te graben a fuego y no las dejes pasar por alto, antes de tomar la determinación de liberar a tu conejo enano.

  • Se comen TODO. Ya sabes, cables de teléfono, luz, videoconsolas… Tienen la necesidad de hacer cualquier aparato inalámbrico.
  • Si tu conejo es macho y entra en celo, prepárate para tenerlo siempre enganchado a tus piernas.
  • No todos los conejos saben usar letrinas y a veces les da por orinar donde no deben.
  • Los rodapies y puertas, pueden ser un lugar perfecto para roer.
  • ¿Un sofá para sentarse? ¡Qué tontería! Mejor comérmelo. Así piensa Billy. Nunca pierdas de vista a tu conejo.

Otras precauciones importantes

Finalmente, debes tener cuidado con no pisarlo. Recuerda que un conejo es un animal pequeño. Les encanta estar entre las piernas cuando andas y es fácil pisarlos.

Ojo con los productos químicos, plantas de interior venenosas, detergentes… Tener un conejo suelto en casa es casi como tener un bebé; se meten todo en la boca, así que mucho mucho muuuuuucho cuidado.

¿Te animas a tener tu conejo suelto en casa?


¿Quieres conocer más detalles sobre la historia de Billy y un montón de animales más? Te invito a leer mi libro. En él conocerás a más personajes animales interesantes y aprenderás a cuidarlos, ¡no te lo pierdas! Te dejo el enlace para que leas los primeros capítulos (lo tienes en formato ebook y papel).

DEJAR RESPUESTA

Por favor, deja tu comentario
Por favor, escribe aquí tu nombre